BOTAS DE POCERO CON PVC

banners pocero mavinsa sup art

 

       El Centro Tecnológico del Calzado de La Rioja, CTCR, da un paso más en el ámbito del reciclaje de componentes de PVC del sector automoción para su inyección en calzado, hasta conseguir las primeras botas de pocero con el 60% de este material reciclado, en cumplimiento de los requisitos requeridos según la normativa aplicable: ISO 20347:2012 e ISO 20345:2011.
Se trata de un proyecto muy innovador puesto que se ha conseguido un nuevo desarrollo en calzado de uso profesional manteniendo pautas de sostenibilidad y economía circular, para su uso por parte de aquellas personas que, por cuestiones laborales, necesitan protección al agua, suela antiperforación y puntera, entre otras particularidades.

Los investigadores del departamento ambiental del CTCR confirman que los residuos empleados en la fabricación de estas botas de pocero cumplen técnicamente el Reglamento Reach (Reglamento de Registro, Evaluación, Autorización y Restricción de Sustancias Químicas) y con otras legislaciones aplicables al calzado tales como CPSIA (Consumer Product Improvement Act), Proposition 65 y CADS. Es importante destacar, por tanto, que el PVC reutilizado respeta las restricciones en cuanto a la presencia de elementos tóxicos como los Ftalatos, entre otros.
Asimismo, la materia prima en cuestión ha sido testada físicamente en los propios laboratorios de Centro Tecnológico, antes de la inyección del PVC reciclado, manteniendo las características de resistencia a la abrasión, desgarro y flexión de la suela, entre otras.

La empresa que comercializará este calzado, Manufacturas Vinílicas, MAVINSA, ha denominado a este nuevo producto bajo la identificación de “Ecoseal®”. En la actualidad se está avanzado en una integración más idónea del PVC reciclado teniendo en cuenta una mejora del aspecto final del producto.

El PVC
El PVC es el producto de la polimerización del monómero de cloruro de vinilo a policloruro de vinilo. La resina que resulta de esta polimerización es la más versátil de la familia de los plásticos; pues además de ser termoplástica, a partir de ella se pueden obtener productos rígidos y flexibles. Además de su gran versatilidad, el PVC es la resina sintética más compleja y difícil de formular y procesar, pues requiere de un número importante de ingredientes y un balance adecuado de éstos para poder transformarlo al producto final deseado. 

                                                                                                         pocero mavinsa1proy       pocero mavinsa 2proy

PROYECTO EN DETALLE

OBJETIVO
El objetivo principal del proyecto fue desarrollar una granza de PVC, para su inyección en la fabricación de botas de pocero, a partir del propio residuo de PVC proveniente del sector automotriz; en cumplimiento, siempre, de los estándares de calidad y de resistencia para el desempeño de una actividad profesional en entornos acuosos, donde, además, la protección en suela y puntera debe ser fundamental.

METODOLOGÍA
• Caracterización del PVC procedente de automoción, tanto en lo relativo a características visuales como físico-químicas.
• Obtención de diversas formulaciones, con propiedades adaptadas para su utilización en el mundo del calzado.
• Desarrollo y optimización de las condiciones de proceso con los nuevas granzas desarrolladas y adaptación de los medios productivos.
• Análisis de ciclo de vida, antes y después del desarrollo del producto. Elaboración de ecoetiqueta Tipo II y Marketing verde.
• Validación tanto a escala laboratorio como a escala industrial de los nuevos productos desarrollados.

RESULTADOS
Consecución de las primeras botas de pocero con el 60% de PVC reciclado procedente del sector automoción.
Se confirma el desarrollo de un proyecto muy innovador puesto que se ha conseguido la fabricación de un tipo de calzado profesional muy concreto, para un uso laboral muy particular y manteniendo pautas de sostenibilidad y economía circular.

CONCLUSIONES
o Sosteniblemente se consigue un aumento del nivel de reciclado de materiales plásticos procedentes de fuentes no renovables y se consigue el cierre de ciclo con el consiguiente ahorro de materias primas y energía.
o Económicamente se consigue la reducción del precio final de la granza que pueda ser utilizada como materia prima en la fabricación de suelas de calzado de inyección.
o Por ende, se disminuye la cantidad de PVC “virgen” utilizado en la fabricación de calzado.
o Se plantea la posibilidad de ofertar a las empresas generadoras de residuos de PVC provenientes de automoción y/o a los responsables de su gestión, una solución de tratamiento más sostenible que incorpora mejoras ambientales, beneficio económico y da respuesta a la demanda social de limitar la generación de residuos.